Buscar centros médicos

Tratamiento de Tumores Hipofisarios en Málaga

Hospitales y centros médicos en Málaga, España que realizan Tratamiento de Tumores Hipofisarios.
Buscar por ciudad:

Hospital Quirón Málaga

Con más de 36 especialidades médicas, 200 médicos y cirujanos de gran renombre, Quirón Málaga es uno de los hospitales más destacados de España.

Precios

Procedimiento Precios

Tratamiento de Tumores Hipofisarios

a petición

Centros de endocrinología en Málaga (Página 1 de 1)

Acerca de Tratamiento de Tumores Hipofisarios

Esta información tiene como único fin servir de descripción general y no debe considerarse como consejo médico por parte de Health-Tourism.com. Cualquier decisión sobre los tratamientos médicos, asistencia o recuperación se debe hacer únicamente tras una consulta adecuada y el asesoramiento de un médico cualificado.

¿Qué es un tumor hipofisario?
Los tumores que surgen de la propia glándula pituitaria pueden ser adenomas o carcinomas. Los adenomas pituitarios son tumores de crecimiento lento que son benignos, mientras que los carcinomas pituitarios son malignos. La glándula pituitaria es una glándula del tamaño de un guisante ubicada en la base del cerebro, por encima de la parte posterior de la nariz. Es responsable de producir diferentes hormonas que afectan la forma en que funcionan las distintas partes del cuerpo.

¿Quién está en riesgo?
Las personas con antecedentes familiares que hayan padecido complejo de Carney, síndrome de neoplasia endocrina múltiple tipo 1 (NEM1) o acromegalia familiar aislada tienen un mayor riesgo de desarrollar tumores hipofisarios.

Entre los posibles síntomas se incluyen:

  • Dolor de cabeza
  • Cierta pérdida de visión
  • Pérdida de vello corporal
  • En las mujeres, omisión o ausencia de periodos menstruales
  • Lactancia en una mujer que no está embarazada ni amamantando
  • Disminución del apetito sexual
  • Crecimiento y desarrollo sexual lento en los niños
  • Deposiciones frecuentes
  • Náuseas y vómitos
  • Secreción o "goteo" nasal
  • Infertilidad
  • Aumento de peso en cuello, cara y tronco, frente a una delgadez en brazos y piernas
  • Propensión a sufrir moretones y huesos frágiles
  • Dolor articular
  • Sudar más de lo normal
  • Dismorfofobia
  • Temblores
  • Ansiedad, irritabilidad y depresión
  • Acromegalia en adultos
  • En niños, el cuerpo puede crecer más de lo normal en tamaño y altura.
  • Hormigueo o entumecimiento en manos y dedos de las manos
  • Ronquidos o pausas en la respiración durante el sueño
  • Pérdida de peso
  • Dificultad para dormir

Diagnóstico
Para diagnosticar un tumor hipofisario se utilizan estudios por imágenes y análisis de sangre y orina. El carcinoma hipofisario se diagnostica solo cuando hay metástasis dentro o fuera del sistema nervioso. Se pueden utilizar las siguientes pruebas y procedimientos:

  • Análisis físico e historial clínico
  • Análisis de la vista
  • Análisis del campo visual
  • Análisis neurológico
  • IRM (imágenes por resonancia magnética) con gadolinio
  • Estudio de la química sanguínea
  • Análisis de sangre
  • Análisis de orina
  • Prueba de supresión con dexametasona a dosis altas
  • Prueba de supresión con dexametasona a dosis bajas
  • Muestreo venoso para tumores hipofisarios
  • Biopsia
Tratamiento
Debido a que la glándula pituitaria se relaciona con muchas de las funciones del cuerpo, se requiere un enfoque multidisciplinario para tratar el tumor y garantizar el mejor resultado posible. Las opciones de tratamiento dependen de los siguientes factores:

  • La tipología y tamaño del tumor.
  • Si el tumor produce un exceso de hormonas.
  • Qué síntomas están causando el tumor, por ejemplo, problemas de visión.
  • Si el tumor se ha extendido al cerebro o a otras partes del cuerpo.
  • Si el tumor ha sido diagnosticado por primera vez o ha reaparecido.

Cirugíael tratamiento de los tumores hipofisarios generalmente implica la extirpación del tumor mediante cirugía.

Medicaciónse pueden usar medicamentos para reducir el tamaño del tumor sin cirugía.

Radioterapia: este método de tratamiento se puede utilizar para tratar un tumor persistente o recurrente que no responde a la medicación, siempre y cuando el tumor segregue hormonas. En el caso de que el tumor no segregue hormonas, se puede utilizar radiación después de la extirpación parcial del tumor si éste era invasivo.

Terapia hormonal de reemplazo: este tratamiento se prescribe a menudo tras una cirugía o radioterapia. La probabilidad de recuperación depende del tipo y tamaño del tumor y de si se ha extendido a otras zonas del sistema nervioso central, como el cerebro y la médula espinal, o fuera del sistema nervioso central a otras partes del cuerpo.

Más información sobre Tratamiento de Tumores Hipofisarios

Buscar por país

Copyright © 2008 - 2019 Health-Tourism.com, Todos los derechos reservados.